La ingeniería civil y las infraestructuras son fundamentales en la logística, producción y movilidad de nuestra sociedad moderna

Una gran mayoría de los países de América Latina incrementan sus inversiones hasta en un 250% en infraestructuras con el fin de dar respuesta al aumento de población, además de que se tiene diagnosticado que la ingeniería civil crecerá en todo el mundo mínimo un 8% entre 2016 y 2024 por eso es tan importante revisar si los proyectos de infraestructuras están aplicando correctamente la metodología BIM.

Pero como toda la información que te proporcionamos en este blog primero te diremos qué es un BIM para empezar con términos generales… BIM es un método para representar proyectos de arquitectura e ingeniería; se basan en poner en común los desarrollos de cada uno de los agentes implicados en el proyecto, estableciéndose así una base donde se unifican todos los datos, diseños y resultados aportados.

Es importante mencionar que cada elemento del modelo tiene una serie de atributos que determinan de manera directa la idea y ejecución, por ejemplo, una viga no es simplemente un elemento lineal del proyecto si no que tiene información desde el volumen de material que se va a utilizar hasta los tiempos de ejecución y presupuestos.

La metodología BIM no es algo nuevo, esta lleva existiendo desde hace más de una década y ha sido utilizada por empresas, constructoras, promotores y agencias gubernamentales para poder tomar ventaja de ellas. Es por eso que en la actualidad esta metodología sigue a flote ya que no solo su avance tecnológico llama la atención, sino que trae una mentalidad colaborativa que modifica todo lo relacionado a procesos complicados.

¿Porqué aplicar la metodología BIM?

Es simple, en la ingeniería las herramientas y los procesos BIM facilitan la creación de modelos 3D precisos de un proyecto, ya que teniendo estos modelos como contexto de un mundo real ayuda a los ingenieros civiles a identificar posibles problemas e impactos antes del proceso. La adopción de BIM para la ingeniería civil ayuda a aumentar la claridad de cada proyecto y sus componentes para todos los involucrados durante el proceso.

Su uso en proyectos de infraestructura evita la falta de comunicación, los errores de diseño y mejora la toma de decisiones, ya que el modelo puede simular el proyecto con precisión y de una manera que se pueda entender. Esto también permite la posibilidad de explorar diferentes opciones y escenarios hipotéticos antes de comenzar a abrir una construcción.

Ahora la respuesta parece evidente, se minimiza cualquier tipo de error, desavenencia o desarrollos superpuestos entre agentes. Mediante la forma tradicional de trabajo las administraciones encargan a una consultoría la redacción del proyecto, esta estima el presupuesto que posteriormente sale a concurso. La empresa constructora puede tener discrepancias con la consultora en diferentes aspectos del proyecto y puede por ello solicitar legítimamente que se aumente el presupuesto dado que puede considerar que la ejecución vaya a ser más costosa de lo que se anunciaba, a la empresa mantenedora que también debe ganar un concurso le pasa más de lo mismo.

Sabemos que todo suena muy bien, pero también debemos hacer énfasis en informarte… ¿Cómo está nuestro país con este tipo de avance? Y la verdad es que como la mayoría de las cosas con avances tecnológicos dejan un poco de lado a todo el territorio Latinoamericano, sin embargo, trataremos de darte la información correspondiente a la región de Latinoamérica.

La implementación de BIM en los grandes proyectos latinoamericanos no está siendo homogénea; en países como Chile, Colombia y Perú es ya una realidad, con mucha aceptación en grandes proyectos públicos y un alto índice de contratación de profesionales BIM aún así su implementación no crece al mismo ritmo que todo el continente, y lo cierto es que en la mayoría de países con habla hispana el paso al BIM sigue siendo una progresión algo lenta comparada con la necesidad de aplicarla.

¿Existen limitaciones del diseño centrado en dibujos?

Para entender el modo en que BIM es pertinente en la ingeniería civil y, particularmente, en proyectos de diseño de carreteras y autopistas, es útil echar un vistazo al proceso heredado de diseño centrado en dibujos 2D. Este proceso que puede ser mejor descrito como «aislado» comienza con el diseño preliminar, sigue con el diseño detallado y, luego continúa con la documentación de la construcción. Se completa cada paso antes de que comience el siguiente, la colaboración está muy limitada. Este proceso funciona bien hasta que se necesita hacer cambios inevitables en el diseño, punto en el cual se requiere de actualizaciones dibujadas manualmente propensas a errores y que consumen tiempo. En

consecuencia, este proceso contiene limitaciones prácticas inherentes.

Más beneficios de aplicar la metodología BIM

Los beneficios más inmediatos de BIM en el diseño de carreteras y autopistas son mejores diseños y mayor eficiencia y productividad. Debido a que el diseño y la documentación de la construcción están ligados de manera dinámica, se reduce de manera significativa el tiempo que se requería para evaluar más alternativas, ejecutar modificaciones al diseño y producir la documentación de la construcción.

Más allá de la eficiencia y productividad, BIM facilita la optimización de carreteras, al incluir visualización, simulación y análisis como parte de sus procesos de diseño. A continuación dos ejemplos de muchos de los criterios que pueden evaluarse para alcanzar un diseño de carretera óptimo: Constructibilidad: normalmente, los ingenieros civiles diseñan considerando el cumplimiento con el código, no la constructibilidad. Pero las interpretaciones incorrectas sobre el propósito del diseño hechas en campo debido a documentación ambigua pueden provocar retrasos en el calendario, peticiones de modificación y solicitudes de información después de iniciada la construcción. Considere un proyecto típico de construcción de una nueva autopista con puentes y enlaces, con un presupuesto de 100 millones de dólares. En general, entre 7 y 8 por ciento de esto se destinará al desarrollo del diseño. Reducir el gasto en el diseño un 35 por ciento, con un proceso más productivo, ahorra 2.6 millones de dólares. Pero reducir la parte de construcción un 15 por ciento al considerar la constructibilidad durante la etapa de diseño ahorra cerca de 14 millones de dólares. Y estos ahorros no toman en cuenta los procesos legales que surgen a causa de errores en campo. Diseñar para la constructibilidad puede ayudar a reducir estos errores antes de que se conviertan en un problema.

Seguridad de la carretera: el análisis para garantizar distancias seguras de visibilidad para rebase y frenado es un factor clave en la toma de decisiones de diseño. El análisis de la distancia de visibilidad tradicional se basa en ecuaciones matemáticas aplicadas a la curvatura vertical en el perfil de la carretera. Pero este enfoque no toma en cuenta factores como el plano horizontal y las obstrucciones visuales. Integrar al proceso de diseño la visualización interactiva y la simulación de la distancia de visibilidad (ver dibujo 3) permite que el ingeniero civil identifique de manera rápida si la geometría de la carretera cumple con los parámetros de seguridad sobre distancias de visibilidad, que incluyen grados, curvaturas y obstrucciones visuales tales como barreras, bermas y follaje.

Categorías: Vias Terrestres

M.V.T Ing. Omar Lazos

Ingeniero Civil de Profesión, maestría en vías Terrestres, Doctorante en valuación y transferencia de riesgos, Empresario. experto en marketing y transformación digital.

0 comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *